jueves, 27 de marzo de 2008

LIBROS

Acabo de terminar de leer un libro, pero no es un cualquiera : es UN GRANDE.

Hay libros que llegan y se van, otro se quedan por sus momentos y luego están ellos los que te marcan desde el principio, desde antes de leerlos. Es como si existiera un acuerdo cósmico de casualidades que los hacen caer en tus manos y contarte lo que necesitas saber para poder seguir.

Cada uno libro tiene su momento y su música. Por eso cuando los miro recuerdo la melodía que me hizo vivirlos y cuando años después oigo la música recuerdo personajes y situaciones.

Los que me conocen me saben maniática y hace tiempo que dejaron de recomendarme libros. Sólo uno de mis hermanos, que puede verme con una mirada y con el que no me valen máscaras ni modos, se atreve a darme libros. No los recomienda.Cuando me sabe perdida viene a casa y me lo da con un "leelo". Y lo leo y ahí está.... y encuentro.
Luego continúo con el ritual :quedo con él, se lo devuelvo y me hago la dura. Él se ríe porque sabe que me lo compré (en mi tienda, en la que me gusta perderme y dejarme llevar) y que volvió a acertar. Yo niego que me haya interesado y él cambia de tema con un "mala suerte, otra vez quizá".

El libro que terminé me lo recomendó un compañero (el pobre no me conoce). Le contaba una de mis últimas manías: conducir . Sin destino , sin prisas sólo por calmar. Dijo que le recordaba un libro que había leído y ahí quedó el tema. Días después recibí un correo en el que me daba los datos del libro en cuestión y añadía una pequeña nota:" ten cuidado , puede tocarte la fibra en alguno de tus planteamientos". Lo ojeé y olvidé, no me llamaba.Esa tarde navegando por Blogger encontré un post con una historia de ese autor. Tras leerlo empezó el gusanillo.
El siguiente sábado estaba en unos grandes almacenes y en la sección de libros pregunté por él. La dependienta dijo que estaba agotado pero aun así me acerque a ojear la sección correspondiente y encontré un ejemplar. Ella se disculpó diciendo que no entendía , que lo sentía pero que en el ordenador no aparecía. Estaba claro y lo compré.

Lo he devorado en dos días y ya por la mitad he empezado a relentizar para saborear.

Ahora me queda dar las gracias a mi compi y averiguar si ha sido casualidad o si es uno de los que me ve.

13 comentarios:

boticcario dijo...

Me has dejado con la intriga del libro de que se trata.
De todas formas, la mejor recomendación es la de tu hermano. UN escueto "leelo" es, en ocasiones, la mejor llave para que la curiosidad haga su trabajo.

Recuerdo que cuando estrenaron Telma y Louise, un amigo me pico la curiosidad. "He visto T&L" dijo. "Y ¿Que tal?", pregunté. "No te voy a contar nada. Solo te voy a decir una cosa. Vete a verla y después me dices". Resultado, la película me entusiasmo.

Sinceramente, a veces la mejor crítica es no hacer crítica.

Besos

Ginebra dijo...

Escríbeme un correillo y me dices datos. Los libros, desde luego nos evaden y algunos hasta son capaces de transformarnos. La peli que comenta boticcario es buenísima. Yo , a veces, cuando estoy triste conduzco, como tú tequila, y siempre lo asocio a esa peli. Me dan ganas de escapar como hicieron las dos y... el final.... pues....
un beso.

RAÚL dijo...

si nos dijeras el título también te veríamos los demás, un vistazo al menos, maniática conductora. porque hablamos de un libro-libro, no? hojas encuadernadas con texto (contigo nunca se sabe, oye) :P

Belén dijo...

No nos dejes así, por dios, qué libro es?

Besicos

Transgénico dijo...

Buenísimo, tequilavélico, ¡Cómo me gusta!, sólo los seres abyectos como yo, pueden comprender los revirados senderos de otra mente retorcida capaz de llevar al ser humano hasta el límite del precipicio de la curiosidad, para luego arrojarlo por él con una suave patada en el culo. Genial, lo de menos es el libro. Tu increíble habilidad narrativa me cautiva.
Por cierto, conozco el libro, se trata de ...
Un beso en...

Pau Llanes dijo...

Ummm... me encantaría ser aquel que te ve y logra conducirte a alguno de mis libros, incluso hacer magia para que lo rescates del olvido de la librería del Corte Ingles por ejemplo... ummmm... (un día de estos te cuento de qué hablé un día con Chomsky cuando nos encontramos en Mallorca, creo que en 1995 o 96... Besos.. Tequila reposada... Pau

JAC dijo...

Se deduce, que personas como tú que les apasiona tanto la lectura y un buen libro que... ¿te has atrevido a escribir un libro? debe ser una experiencia única. Yo no consigo retomar y/o terminar uno...

Tenia ganas de pasar y comentar algo para saludarte amiga Tekila

Gracias! ya sabes por que...

tequila dijo...

Hola Jac gracias por pasarte.

cada uno vale para lo que vale y lo mio es leer y disfrutar. no se escribir y me ha sorprendido tu dedución, quizá me anime un dia y me lance al maravilloso mundo de los anuncios por palabras...

si tienes un libro, no deberías dejarlo a medias...será cuestión de inspiración, espero que tengas suerte ya me contarás ( me das envidia, jeje)

un beso

Sharif Bujanda.'. dijo...

Manías y rituales con relación a los libros, no solo a su lectura, sino al objeto físico e incluso la música que le queda, real o metafóricamente... Parece que la blogósfera es un enorme confesionario público o bien un gran diván, en donde encontramos que después de todo hay muchas cosas que tenemos en común con otros.
Saludos, gracias por pasar por mis blogs.

DianNa_ dijo...

Tequila , te leo en todos los sitios donde aterrizo y vine a fisgar... me encanta lo que leo y prometo volver...
Respecto a lo que comentas de que si te "ve", creo que a veces somos más "transparentes" de lo que pensamos y hay gente con la suficiente sensibilidad para traducirnos.
Besos nena^^

TONI dijo...

Pues me has dejado con la intriga de qué libro es... va, porfa... nos lo dices?

Rodrigo D. Granados dijo...

Estoy muy intrigado por conocer el nombre de ese libro Tequila; por supuesto que también he tenido los míos en distintos momentos de mi vida. La primera vez que tuve una "revelación" a través de la lectura fue con un libro que nadie consideraría a estos efectos: Tom Sawyer cuando apenas tendría doce años. Me pareció que el autor, podía ver el inyterior de mi cabeza a través de un agujerito en el tiempo.

Anónimo dijo...

Hola, Tequila,

Me gustaria hablar contigo. Tendrías algún email? El mío: ladypepper@hotmail.com

Gracias

Pepper